Muestran la obra de Fred Stein, hijo de un rabino, exiliado y pionero de la foto documental

149296-620-282

Niños leyendo un diario en París en 1936. Foto de Fred Stein (© Fred Stein Archive)

Un libro y una exposición redescubren a uno de los primeros fotoperiodistas. Escapado de la Alemania nazi, trabajó primero en París y después en Nueva York. Sus fotos exhalan la fuerte empatía que sentía por los demás y que le permitía lograr retratos y fotos callejeras dinámicas pero, sobre todo, profundas.

ÁNXEL GROVE. 03.12.2013 – 17:51h “Cuando me cruzo con una persona en la calle, quiero conocer su historia”. Fred Stein (1909-1967) no podía evitar sentir atracción por los demás. No era, como algunos fotógrafos callejeros, un cazador de momentos: deseaba ir más allá, ahondar en la peripecia de las personas que convertía en protagonistas de sus dinámicas imágenes. Dotado de un gran don de gentes, hablaba con los retratados y conseguía sacar de ellos su lado más profundo.

Aunque nunca se suele colocar a Stein entre los grandes maestros del sigflo XX, su obra merece, por novedosa, una urgente relectura. Fue de los primeros, por ejemplo, en tomar fotos espontáneas aprovechando la rapidez y funcionalidad de las cámaras réflex de 135 mm, especialmente la Leica, a la que consideraba la máquina de su vida. También fue un pionero de la fotografía documental que se desarrollaría plenamente en los años posteriores a la muerte del artista.

“El lugar histórico que merece”

El olvido de Stein queda paliado con la exposición Fotografien von Fred Stein, que se exhibe en el Museo Judío de Berlín hasta el 23 de marzo de 2014, y el libro Fred Stein. Paris, New York [200 páginas, 49,9 euros], que publica la editorial alemana Kehre. Ambas iniciativas colocan al fotógrafo “en el lugar histórico que merece”, señalan los promotores.

Logró escapar de Alemania diciendo que se iba temporalmente de luna de miel

Hijo de un rabino judío de Dresde, Stein se afilió a las juventudes socialistas a los 16 años y estudió Derecho, pero en 1933, convencido de que en Alemania le esperaba la muerte dada la persecución racista de los nazis, escapó a París tras lograr convencer a las autoridades de que se marchaba temporalmente con su esposa de luna de miel. En la capital francesa se dedicó profesionalmente a la fotografía, sobre todo firmando reportajes callejeros.

Retratos a Einstein, O’Keefe, Chagall…

En 1943, después de la invasión alemana, la pareja y su hija escaparaon a Marsella escondidos en los baños de un tren de pasajeros, y lograron encontrar acomodo en un barco que viajaba a los EE UU.  Establecido en Nueva York, siguió retratando las calles y, a partir de 1950, se interesó por los retratos. Firmó algunos notables a personalidades como Albert Einstein, Georgia O’Keefe y Marc Chagall.

Las fotografías más llamativas de este fotógrafo incansable y de enorme humildad siguen siendo las escenas callejeras, cuando se confundía con el otro para encontrar, “en solamente un segundo, aquel rasgo del carácter que sea más característico que los demás”.

El punto de vista de su visión es el de un forastero por azar

En el libro que se edita ahora, la biógrafa de Stein, Rosemary Sullivan, escribe: “Era un exiliado y fue el destino quien le hizo vivir siempre como un forastero. Ese es el punto de vista de su visión: el de un forastero por azar (…) Que se haya quedado fuera de los libros de historia puede ser una cuestión de azar. Espero que ahora su obra sea restaurada al lugar que merece”.

Ver más en: http://www.20minutos.es/noticia/1994008/0/fred-stein/prionero/foto-documental/#xtor=AD-15&xts=467263

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .