Perdió a su mujer, renunció a su trabajo para estar con su hijo y hoy corta el césped para sobrevivir 

el

Gustavo se quedó viudo hace siete meses, después de perder a su mujer a causa de un ACV. Hoy ofrece el corte del pasto a los vecinos de la zona sur de Banfield y es acompañado por su hijo de dos años, quien hasta lo ayuda con la limpieza. La historia se hizo viral en Facebook y hoy el hombre de 47 años la relata a Infobae

Gustavo todos los días corta del césped en las casas de la zona. Lo acompaña su hijo Thiago en un cochecito

Una historia de tragedia, lucha, esperanza y nunca bajar los brazos. Gustavo nunca imaginó aparecer en la escena pública y menos después de los durísimos obstáculos que se le presentaron en la vida. Sin embargo, una mera publicación en Facebook hizo que su historia conmoviera a aquel que la haya leído y lo consolidó como un ejemplo de cómo se debe actuar ante la adversidad.

Gustavo perdió a su mujer Silvia hace apenas siete meses a causa de un accidente cerebrovascular (ACV). Con una madre con la que no se habla, sin padre, hermanos, cuñados ni suegros, tuvo que hacerse cargo de la crianza de su hijo Thiago, de apenas 2 años, y ahora sobrevive en el día a día ofreciendo el corte del césped de los frentes de las casas de la zona sur de Banfield, siempre con la compañía de su niño, que lo ayuda con una escoba y descansa en su cochecito.

Su historia se hizo conocida justo después de que una vecina la expusiera en su perfil de Facebook y el mismo posteo se viralizara por todas las redes sociales.

“Yo no sé por qué se me considera un ejemplo a seguir. Simplemente hice lo que haría cualquier padre en mi lugar: dejar todo por un hijo y hacer lo imposible para que no le faltara nada. La vida me dio muchos golpes en los últimos tiempos, las cosas no me estuvieron saliendo como esperaba y aún así hay que seguir mirando para adelante”, le dijo el protagonista a Infobae en una charla telefónica.

Gustavo y Silvia eran una pareja de Banfield que se desvivían el uno por el otro. Ninguno de los dos tenía hermanos, ella no tenía padres y a él sólo le quedaba la madre, con quien prácticamente no tenía relación. Ambos llevaban una empresa familiar en la que ponían sobre la mesa su pasión: la cocina. Los dos preparaban comidas en su casa y les vendían sus productos a kioscos, almacenes, locales y colegios de la zona.

Origen: Perdió a su mujer, renunció a su trabajo para estar con su hijo y hoy corta el césped para sobrevivir – Infobae

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s