Entre el glamour, los premios y la política | Donald Trump, Estados Unidos, Hollywood

el

Con record de nominados negros y muy pocos latinos, la ceremonia tendrá como eje el tono de las críticas de las estrellas. En el país, el otro punto de atención es la candidatura de Viggo Mortensen.

Hoy se entregan los premios Oscar y la expectativa está puesta más que en el nombre de la película ganadora, en el tono de las críticas al presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Se descuenta que habrá discursos anti-Trump (los organizadores se encargaron de hacer saber que los ganadores podrán referirse al tema que consideren), pero hasta que no ocurra la ceremonia no se sabrá si las críticas serán apenas latigazos esporádicos o si el mandatario recibirá una andanada continua de críticas a sus decisiones y expresiones. Y la curiosidad previa se asienta también en el hecho de saber si Trump estallará desde su cuenta de Twitter, habitualmente dura con Hollywood.

La de hoy será la 89ª edición de las distinciones de la Academia. El conductor de la entrega será el cómico Jimmy Kimmel, protagonista de un show televisivo que le dedica dardos venenosos al presidente estadounidense. Prometió grandes dosis de humor y respeto para todos.

El aviso de Kimmel no tiene que ver con Trump, sino que está relacionado a lo que aconteció el año pasado. En 2016 la polémica era la falta de artistas negros en los rubros principales. Por eso, algunos actores no participaron de la ceremonia. Chris Rock no se privó de comentarios raciales e incluso se burló de aquellos actores negros que no habían acudido para boicotear los Oscar.

Hoy la situación es distinta. Acicateada por las críticas, la Academia de Hollywood nominó artistas negros en una proporción inusual. Es la primera vez que hay actores afroamericanos nominados en todas las categorías de actuación: Denzel Washington, Ruth Negga, Mahershala Ali, Naomie Harris, Viola Davis y Octavia Spencer compiten en las categorías de actores.

Claro que la compensación a los artistas negros tiene como contrapartida la ausencia casi total de latinos: la situación sugiere más de un chiste sobre Trump.

Los latinos son Rodrigo Prieto por Silence y Lin-Manuel Miranda por la canción How Far I’ll Go de Moana. Entre los españoles se anota Juanjo Giménez, director por Timecode, nominada como mejor cortometraje. El de Prieto es el rubro fotografía por la poco tenida en cuenta película de Martin Scorsese. Lin-Manuel Miranda nació en Estados Unidos pero es de origen puertorriqueño. Opta a mejor canción por ser uno de los compositores de How far I’ll go de la cinta de animación Moana. Realmente poco.

Se puede agregar a Pablo Larraín, director de Jackie. El realizador chileno no fue nominado pero su film entró en las categorías de diseño de vestuario, música cinematográfica y actriz principal. Y entre las películas en idioma no inglés no hay producciones latinas; la mayoría son cintas europeas (tres de cinco, más una iraní y otra australiana).

Un caso aparte es la candidatura a mejor actor de Viggo Mortensen. El protagonista de Capitán Fantástico nació en Estados Unidos, pero vivió hasta los 11 años en la Argentina.

La gran favorita a mejor película es La La Land. Compite nada menos que en catorce rubros, algo que en la historia de los Oscar sólo habían hecho Eva al Desnudo (1950) y Titanic (1997).

La cinta de Damien Chazelle, que rinde homenaje a los musicales del Hollywood clásico, aparece como número puesto especialmente para la categoría de director. De conseguir el Oscar en el rubro, Chazelle sería el más joven de la historia. Hoy tiene 32 años y 38 días, poco menos que Norman Taurog, quien ganó en 1931 por Skippy a la edad de 32 años y 260 días. El realizador ya ganó el Globo de Oro por esta película. Emma Stone también llega como favorita a mejor actriz.

Stone compite, entre otras, con Meryl Streep, quien no parte como favorita esta vez pero puede mostrar otro record: es la vigésima oportunidad en que está nominada al Oscar. Por otra parte, su discurso en los recientes Globo de Oro comenzaron el camino de manifestaciones anti Trump en la temporada de premios en Estados Unidos

Origen: Entre el glamour, los premios y la política | Donald Trump, Estados Unidos, Hollywood

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s