Incendio en Londres: “Lanzaron a un bebé desde el décimo piso y un hombre pudo salvarlo” | EL MUNDO

el

Testigos relatan cómo vivieron el incendio del edificio en Londres ALEJANDRA SANDOVAL

“Cuanto más mirabas hacia arriba más gente veías. Aún estoy escuchando los gritos de la gente”, ha relatado una testigo del incendio en Londres

“Lanzaron a un bebé desde el décimo piso y un hombre que estaba entre nosotros fue capaz de salvarlo” . Con la voz entrecortada, Samira Lamrani recuerda las escenas apocalípticas a los pies del incendio en la Torre Grenfell en plena madrugada.

Había un rostro en cada ventana, sobre todo madres y niños que luchaban por salir en medio del fuego“, recuerda Samira. “Escuchábamos sobre todo los gritos de los niños. Yo creo que quedaron decenas dentro. Por encima del cuarto piso fue muy difícil que nadie pudiera escapar”.

“Hubo gente que vio saltar a un hombre desde una ventana, con una especie de paracaídas casero. Cuanto más mirabas hacia arriba más gente veías. Parece que aun estoy escuchando los gritos de la gente. Nos pedían desesperadamente ayuda”.

Samira Lamrani, que vivía a los pies de la torre del infierno, en Hurtsway Walk, recuerda cómo la tragedia se produjo “cuando muchos hombres estaban aún en la mezquita por el Ramadán”. Decenas de musulmanes descubrieron horrorizados sobre la marcha que su edificio el que estaba ardiendo.

“Algunos intentaron entrar, pero era demasiado tarde”, recuerda. “El incendio empezó en el segundo piso, pero pronto se propagó hacia arriba y cuando llegaron los bomberos estaba ya casi todo el edificio en llamas“.

Samira no ha conseguido de momento localizar a una amiga suya que vivía en la torre siniestrada… “Se han llevado a mucha gente a los hospitales, espero que Farah esté allí con sus tres hijos. Sigo rezando por ella”.

“La gente estaba harta de protestar por la seguridad”

“Este era un accidente que se veía venir, la gente estaba harta de protestar por la pésimas condiciones de seguridad del edificio”, asegura Samira.

“Habían renovado el edificio hace poco, y lo habían recubierto de un material que para mí ha servido para hacerlo arder hasta quedar como lo ves, una torre calcinada y negra”, declaró por su parte Amanda Fernández, 31 años, arropada por su madre Nelly, nacida en León hace 73 años y afincada en este barrio durante media vida.

La familia Fernández vive en Barandon Walk, también a los pies de la torre. Fueron evacuados a primera hora de la mañana y no saben cuándo podrán volver.

“En mitad de la noche pensábamos que la torre se podía caer”, recuerdan. “Estuvimos con otros vecinos, intentando ayudar, porque aquí ha habido siempre un gran sentimiento de comunidad entre latinos, marroquíes, musulmanes de otros países”.

Sin contacto con vecinos atrapados

“Oscar no pudo salir de la torre”, recuerda Amanda, mencionando a un conocido colombiano. “Llamó por teléfono diciendo que podía escapar, y cuando le volvieron a llamar ya no contestó“. Madre e hija recuerdan también los gritos de espanto de sus vecinos, con los rostros pegados a las ventanas. “Toda esa gente quedó dentro”, recuerda Amanda, con los ojos vidriosos. “Esto ha sido un terrible tragedia, un gran trauma para todos nosotros”.

La última vez que les vi, estaban agitando los brazos por la ventana“, relataba también Hanan Wahabi, de 39 años y vecina del noveno piso de la torre. Ella ha podido salir del edificio pero parte de su familia, entre ellos su hermano, seguían atrapados en el piso 21 del edificio devorado por las llamas. “Vi cenizas entrar por la ventana del salón que estaba abierta. Al mirar fuera he visto que subían las llamas, la he cerrado a toda velocidad y he salido corriendo”, explica Hanan, que abandonó la torre con su marido, su hijo de 16 años y su hija de 8.

“Llamé a mi hermano para saber si estaba bien. El fuego no había llegado hasta arriba del edificio. Me ha dicho que iban a intentar bajar pero luego hemos vuelto a hablar y me ha dicho que había demasiado humo”, ha relatado Hanan. “Desde las 2 de la mañana no he vuelto a tener noticias”.

Mientras bajaba por las escaleras he visto a varios bomberos, muy valientes, que estaban subiendo por el edificio tratando de salvar al mayor número de gente posible”, relataba Paul Munakr, que vive en el séptimo piso, a la BBC. Munakr lamentóque en el momento en que se desató el fuego no se escuchó en el interior del edificio “la alarma antiincencios”. “Cuando ya estábamos fuera he mirado al bloque y el fuego seguía subiendo. Era como pirotecnia. Era increíble lo rápido que se quemaba todo”.

Siar Naqshabandi, vecino del tercer piso de la torre, volvía a casa de madrugada, después de la 1:30, cuando vio el edificio en llamas. “Llamé a mi hermano y le dije que saliera corriendo“. Varios miembros de su familia viven en la torre, en el piso 23, y aún no ha conseguido contactar con ellos. Les dije que bajaran. Me dijeron que no se les permitía“, relataba en ‘The Guardian’.

Origen: Incendio en Londres: “Lanzaron a un bebé desde el décimo piso y un hombre pudo salvarlo” | EL MUNDO

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s