Polémica por el running en tiempo de coronavirus: especialistas explican por qué es poco probable que corredores o ciclistas contagien

¿Qué tan preocupado debes estar cada vez que salgas? ¿Contraerás la enfermedad de un peatón, corredor o ciclista que por casualidad exhale al pasar?

Un joven corre con barbijo en Bristol, Reino Unido (Reuters)

Un joven corre con barbijo en Bristol, Reino Unido (Reuters)

Bajo el distanciamiento social, todos hacemos lo posible por mantenernos cuerdos y, en los países que lo permiten, una de las mejores maneras de mantener la cordura es salir a tomar un poco de aire fresco. Pero salir a la calle puede ser una situación estresante si te preocupa que el aire esté lleno de partículas de virus esperando para infectarte.

Entonces, ¿qué tan preocupado debes estar cada vez que salgas? ¿Contraerás el coronavirus de un peatón, corredor o ciclista que por casualidad exhale al pasar?

La respuesta es que probablemente no necesitas asustarte por eso. Mientras mantengas una distancia mínima de 1,8 metros de otras personas y no estés en un grupo de alto riesgo, realizarás una actividad de muy bajo riesgo, especialmente si tú y otros llevan máscaras, explicaron especialistas. .

A principios de este mes, ingenieros belgas-holandeses publicaron algunos hallazgos que se hicieron virales en línea y dieron a la gente la impresión opuesta. Los ingenieros utilizaron un generador de partículas con boquilla de pulverización para simular la propagación de las gotitas que generamos al caminar, correr o andar en bicicleta. Dado que las partículas golpearon a un atleta que estaba a más de 1,8 metros de distancia, los ingenieros llegaron a la conclusión de que necesitamos mantener más distancia para evitar el riesgo de contraer el Covid-19.

Recomendaron mantenerse a 5 metros detrás de alguien que camina, 10 metros detrás de alguien que corre o anda en bicicleta lentamente, y 20 metros detrás de alguien que anda en bicicleta con fuerza. Ese tipo de distancias son casi imposibles de mantener en las grandes ciudades. Así que, a medida que los hallazgos se publicaron en Internet, mucha gente entró en pánico.

Pero esta investigación no contenía ningún aporte de los epidemiólogos o virólogos, explicaron expertos a Vox. “Creo que debemos ser muy cuidadosos al hacer suposiciones sobre la transmisión basadas en ese trabajo, ya que no tuvo en cuenta ninguna variable relacionada con la transmisibilidad”, dijo Angela Rasmussen, viróloga de la Universidad de Columbia, y añadió: “Es importante entender que las infecciones se inician con una dosis infecciosa mínima de virus”.

En otras palabras, el “estudio” no consideró dos preguntas clave: ¿Qué tan fácil es que las partículas que viajan en el aire exterior te infecten? ¿Y cuántas partículas que contienen virus infecciosos tendrías que inhalar para infectarte?

Los ingenieros simplemente concluyeron que cualquier exposición era demasiada. Pero ese no es el caso; la verdad es más tranquilizadora. Voz desglosó cada una de las dos preguntas por separado.

¿Qué tan fácil es que las partículas que viajan en el aire exterior te infecten?

Para empezar, deberíamos aclarar algo que ha resultado confuso para mucha gente: ¿El coronavirus es “aerotransportado”? La confusión proviene del hecho de que hay un significado cotidiano de la palabra “aerotransportado” -llevado en el aire- y un significado científico técnico, que se basa en el tamaño de las partículas del virus y en el tiempo que el virus puede permanecer en el aire antes de perder su infectividad.

A los expertos en salud pública les gusta referirse a las partículas más grandes que son pesadas y por lo tanto caen rápidamente como “gotas”, y a las partículas diminutas que se evaporan más rápido de lo que pueden caer como “aerosoles”. Cuando un virus es transmisible en forma de aerosol, dicen que es “aerotransportado”.

Sabemos con certeza que el coronavirus se mueve en forma de gotas. ¿Pero qué hay de los aerosoles?

La investigación de Lydia Bourouiba del MIT ha demostrado que la tos y los estornudos pueden liberar nubes turbulentas de partículas tanto en forma de gota como de aerosol. Las partículas de una tos pueden viajar hasta 1,8 metros y las partículas de un estornudo pueden viajar hasta 8 metros.

Una mujer usa una máscara facial protectora mientras monta en bicicleta en Bruselas, Bélgica, el 27 de marzo de 2020 (Reuters)

Una mujer usa una máscara facial protectora mientras monta en bicicleta en Bruselas, Bélgica, el 27 de marzo de 2020 (Reuters)

Eso, y un puñado de otros estudios, han dejado a algunas personas preguntándose si tal vez necesitamos estar mucho más separados unos de otros que los 1,8 metros recomendados.

Pero si nos centramos únicamente en la aerodinámica de la dispersión de partículas, surgen preguntas más cruciales: ¿Qué tan resistente es el virus cuando está en forma de aerosol? ¿Cuánto tiempo puede permanecer en el aire antes de que su capa protectora de humedad se seque y se desmorone, dejando de ser infeccioso?

Hemos visto grupos de casos de Covid-19, como el que se originó en una práctica coral en el estado de Washington, que parecen indicar que las personas asintomáticas pueden generar aerosoles que enferman a otras personas – al menos cuando están muy juntas en un espacio cerrado, durante unas pocas horas, cantando, lo que genera presiones más altas que la respiración o el habla.

Afortunadamente, aumentar la distancia, disminuir la duración de la exposición y mejorar la ventilación del aire que le rodea puede reducir el riesgo. Y estar al aire libre generalmente te ayuda a hacer las tres cosas.

“Los riesgos de la transmisibilidad del virus en el aire exterior es probablemente bastante bajo en esos contextos, aunque este riesgo no ha sido definitivamente medido”, dijo Rasmussen. “Afuera, cosas como la luz del sol, el viento, la lluvia, la temperatura ambiente y la humedad pueden afectar la infectividad y la transmisibilidad del virus, así que aunque no podemos decir que haya cero riesgo, es probable que sea bajo a menos que estés participando en actividades como parte de una gran multitud (como una protesta). El ejercicio solitario al aire libre es probablemente de bajo riesgo”.

Tanto Rasmussen como Jennifer Kasten, patóloga con formación en epidemiología de enfermedades infecciosas y salud mundial, señalaron que una secuencia perfecta de eventos tiene que ocurrir para que un virus salte de un transeúnte infectado al aire libre hacia ti.

Las partículas – suficientes para ser capaces de iniciar una infección – tienen que salir del transeúnte con suficiente fuerza para llegar hasta ti. El virus dentro de las partículas tiene que sobrevivir mientras la luz del sol, la humedad, el viento y otras fuerzas trabajan para descomponerlas y dispersarlas. Las partículas tienen que aterrizar justo en la parte superior de la garganta o en el tracto respiratorio – o en las manos, que luego se utilizan para tocarse los ojos, la nariz o la boca – y tienen que atravesar todas las barreras a la infección en el sistema respiratorio, como los pelos de la nariz y la mucosidad. Luego tienen que acoplarse a los receptores ACE-2 de sus células y usarlos para entrar en las células.

Esta es una secuencia bastante ardua de ejecutar correctamente, y es aún más difícil para el virus si todos los involucrados – digamos, tanto tú como el corredor delante de ti – llevan una máscara. Puedes ver por qué, si estás a varios metros de distancia de una persona infectada, el virus puede tener dificultades para llegar a ti con una dosis lo suficientemente alta como para infectarte.

¿Cuántas partículas tienes que inhalar para lanzar una infección?

Una cosa que a todos nos gustaría saber sobre el Covid-19 es lo que constituye la dosis infecciosa, es decir, cuántas partículas de virus vivos hay que inhalar a la vez antes de que inicien una infección. Desafortunadamente, los científicos no tienen la respuesta todavía.

“A medida que los datos de los modelos animales continúen saliendo a la luz, tendremos una idea más acertada sobre los rangos estimados de dosis infecciosas”, dijo Rasmussen.

Mientras tanto, algunos expertos están estimando la dosis infecciosa para el Covid-19 a partir de coronavirus anteriores que han infectado a los humanos, como el Síndrome Respiratorio del Medio Oriente (MERS).

Para desarrollar una infección por MERS, el número de partículas de virus que se necesitan para inhalar es de miles, tal vez hasta 10.000. Willem van Schaik, un profesor de microbiología de la Universidad de Birmingham, estima que para desarrollar el Covid-19, ese número es menor, tal vez en “los muchos cientos o pocos miles”.

Esa es sólo una suposición, pero es razonable suponer que se necesitan menos partículas para lanzar una infección en el caso del Covid-19 que en el del MERS porque el Covid-19 es mucho más transmisible. Cada persona con Covid-19 infecta a otras dos o tres en promedio, mientras que para el MERS ese número es menor que uno.

Aunque no sabemos exactamente cuántas partículas se necesitan, ¿900? 1.500? – el punto a tener en cuenta aquí es que no vas a contraer Covid-19 si una sola partícula cae sobre ti. Uno de los problemas del “estudio” del ejercicio belga-holandés es que sus recomendaciones parecen basarse en la idea de que cualquier exposición es demasiado.

Obviamente, no quieres caminar a través del estornudo o la nube de tos de alguien, y si esto ocurre accidentalmente debes ir a casa, cambiarte y ducharte. Pero si te preocupa cuántas partículas genera un transeúnte con sus exhalaciones, puede ayudar saber que un estudio reciente logró cuantificar cuántas partículas de virus eran detectables después de que los pacientes que tenían Covid-19 y que no llevaban máscaras tosieran cinco veces en una placa de petri (un recipiente de cristal o plástico formado por dos discos, que se usa para recolectar muestras) a una distancia de aproximadamente 20 centímetros.

Los científicos detectaron 363 partículas de virus en promedio por 1 mL de placa de petri. Eso parece mucho, pero de nuevo, eso fue a una distancia de 20 cm. Si estás a 1,8 metros de distancia, gran parte de eso se dispersará antes de que puedas inhalarlo – particularmente si estás al aire libre, donde factores como el aumento de la distancia, la disminución de la duración de la exposición, y la mejora de la ventilación del aire están trabajando a tu favor.

La gente corre con máscaras protectoras a orillas del río Támesis, mientras continúa la propagación de la enfermedad coronavirus (COVID-19), Londres

La gente corre con máscaras protectoras a orillas del río Támesis, mientras continúa la propagación de la enfermedad coronavirus (COVID-19), Londres

La comprensión de la dosis infecciosa, combinada con la comprensión de la transmisibilidad como se ha expuesto anteriormente, también debería ayudar a calmar los niveles excesivos de preocupación sobre la captación del virus de objetos como el correo o los comestibles. “Recuerde que para iniciar una enfermedad, tiene que tener suficientes partículas de virus para que la infección se desarrolle, y tiene que ser un virus vivo e infeccioso, no sólo un ARN muerto (material genético que no le haga daño). Este último simplemente se desmoronará después de un tiempo suficiente en objetos inertes – hasta 24 horas en el cartón y hasta tres días en el plástico y el acero inoxidable”, recuerda VOX.

“El ARN viral no implica la presencia de un virus infeccioso”, explicó Kasten. “El virus, sin células anfitrionas y un poco de humedad para mantenerlo temporalmente en funcionamiento, puede desmoronarse, dejando trozos de su ARN tirados por ahí como huesos blanqueados al sol. Un investigador puede venir con la PCR [reacción en cadena de la polimerasa, un método común en la biología molecular] y detectar el ARN, pero eso no significa necesariamente que hayan detectado un virus infeccioso”.

“La buena noticia es que sabemos que aunque el virus puede persistir en el ambiente en diferentes superficies y en diferentes ambientes, pierde la infectividad con el tiempo”, dijo Rasmussen. “Por lo tanto, si se inhala un gran número de [partículas de virus] totales pero sólo un pequeño número de ellas son infecciosas, se corre un riesgo mucho menor de infectarse realmente”.

“Nada de esto es para decir que debes ser arrogante cuando te aventuras en el mundo exterior. Lavarse las manos, evitar tocarse la cara, ser diligente con el distanciamiento físico, llevar máscaras en público y desinfectar las superficies comunes – todas estas cosas probablemente reducen el riesgo de transmisión, y deberíamos seguir haciéndolo”, dijo Rasmussen. Pero también dijo que se siente bien al dar un paseo con su marido al aire libre.

Psicológicamente, diferentes personas tienen diferentes niveles de tolerancia al riesgo. Para algunas personas, cualquier riesgo que pueda ser minimizado, debería serlo, sin importar cuán pequeño sea. Para otros, la distancia recomendada de 1,80 m, con máscaras, y la conocida decadencia tanto de la cantidad como de la infecciosidad del virus, es suficiente.

Cuando se le preguntó si podía ofrecer una forma de evaluar el riesgo de varias actividades en términos de que podamos comprenderlo fácilmente, Kasten dijo que hay que entender la diferencia entre salir a correr por un camino llano o subir a un acantilado: “La mayoría de nosotros aceptaría el riesgo del paseo y no aceptaría el riesgo de trepar del acantilado. Respirar en la nube de estornudos de alguien sin una máscara, eso es el acantilado. Correr a varios metros de distancia, o dar una vuelta por el barrio, ese es el parque”.

Origen: Infobae

En tiempos normales salgo a correr 3 veces por Costanera Sur y no te encontrás con nadie quizas cruzas algún corredor en 50 o 100 mts

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .