Las mejores biografías que han pasado por las manos de libreros, editores y periodistas

Una fantástica lista de recomendaciones literarias en clave personal

Mondadori Portfolio / Getty Images

Aunque se suele pensar en la novela como el gran género literario en el que fluyen las aventuras y la emoción narrativa, la no ficción está plagada de ejemplos igual de cautivadores. Sobre todo, cuando recoge la vida de personas cuya existencia hubiera sido imposible imaginar. A continuación, un repaso por algunas de las mejores biografías que han conquistado a libreros, editores y periodistas.

‘Siempre Susan’ (2013), de Sigrid Nunez. Ed. Errata Naturae

Las mejores biografías Siempre Susan
‘Siempre Susan’.Errata Naturae

Recomienda: Pilar Torres, librera en La Buena Vida (Madrid).

¿Por qué este título y no otro? “Desde que leí Las vidas de Dubin, de Bernard Malamud, me imagino a los escritores de biografía como gente siempre nostálgica de haber vivido historias más agitadas, intensos dramas vitales, y que, a falta de todos esos giros de guion, solo les ha quedado adentrarse en los enigmas que otros fueron trazando. No es el caso de Siempre Susan, de Sigrid Nunez, la tentativa de biografía de la pensadora norteamericana. Nunez, que el último año ha publicado el brillante y extraño El amigo, vivió durante algunos años en la misma casa de Sontag, y dibuja uno de los retratos más contrastados de la estrella del pensamiento neoyorkino: su ingenio, las obsesiones por el cine y los libros, el vacío romántico y la fuerza expansiva. Una biografía breve que supone a la vez una mirada cercana y misteriosa sobre Susan Sontag”.

‘Hasta aquí hemos llegado’ (2006), de Enrique Meneses. Ediciones del viento

Las mejores biografías Hasta aquí hemos llegado
‘Hasta aquí hemos llegado’.Ediciones del viento

Recomienda: Manuela Partearroyo, librera de Los editores (Madrid).

¿Por qué este título y no otro? “Como en aquella canción de Sabina del pirata cojo, de entre todas las vidas yo escojo la de Enrique Meneses y su autobiografía así lo demuestra. Hijo de una aristócrata tenista y de un aspirante a escritor que anduvo por el Hollywood de Rodolfo Valentino, durante la Francia de la ocupación el joven Enrique se metió al urgente oficio de contar. Y a partir de ahí, todo en su vida parece un libro de historia. Sus fotorreportajes en el Paris Match lo llevaron a la Guerra de Suez, a las marchas por los derechos civiles, al exilio portugués del joven Juan Carlos, al último gran reportaje de su amigo Pablo Picasso… Hasta le dio tiempo a colarse en Sierra Maestra y entrevistar a Fidel y al Che Guevara, y en vez de jubilarse, se marchó a cubrir el asedio de Sarajevo. Angola, Bangladesh, Jordania, el Tíbet y las Malvinas. Es como si Meneses hubiera estado en todas partes y su autobiografía, además de apasionante y divertidísima, es casi imposible de creer. Ése es Meneses: un clásico invisible”.

Continuar leyendo…

Origen: Vogue

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.