Archivo de la categoría: Musica

Willy Chirino rechazó propuestas de voceros del régimen cubano para cantar en la Isla

“En ninguna parte del mundo le permito a ningún productor o a un gobierno que me diga lo que yo canto o no”, dijo.

Willy Chirino, quien encarna más que nadie en sus canciones el espíritu del exilio cubano, confesó que ha recibido propuestas de voceros del gobierno castrista para cantar en la Isla, pero las ha rechazado todas.

Sigue…

Origen: cibercuba

Un joven llamado Nat “King” Cole 

Nat Cole, un excepcional pianista de jazz

Se celebra el centenario de uno de los músicos más completos del siglo XX, que representó la simbiosis perfecta entre el virtuoso instrumentista,, el seductor cantante y el intuitivo vendedor.

Nat “King” Cole es conocido universalmente como cantante melódico, por su voz suave, melosa, aterciopelada… Fue el rey entre los crooners de la época. Sedujo al mundo por sus versiones de temas hispanos, como Quizás, quizás, quizás, canción de Oswaldo Farres, grabada en La Habana en 1958, o Cachito, compuesta por la mexicana Consuelo Velázquez, entre muchas otras.

Es inevitable recordar cómo –además de su portentosa voz– la pronunciación de Cole al cantar en castellano hacía las delicias de los españoles que le escuchaban normalmente a través de la radio durante los años cincuenta, sobretodo cuando susurraba aquella de “cachidou”. Y es que el bueno de Nat no sabía una palabra de nuestro idioma, pero oído y memoria le sobraban a la hora de grabar canciones en castellano.

Nathan Coles había nacido en Alabama, en el sur profundo de los Estados Unidos de América, en 1919, aunque a la temprana edad de cuatro años se trasladó junto a su familia a Chicago, en un periplo similar al que harían muchos cientos de miles de hombres y mujeres de raza negra, intentando alejarse del racismo y de la explotación en los campos de algodón.

Inventor del Jazz Trio

El joven Nat se convirtió en un pianista de jazz que ya grababa para la compañía Decca cuando sólo tenía dieciséis años de edad. Con un estilo y un swing elegante y ligero, pronto se adelantó a su tiempo “inventando” la idea del trio de jazz, compuesto de piano, contrabajo y guitarra.

Se trataba de una fórmula portable que permitía liberarse de la orquesta y de la banda, para poder hacer bolos en hoteles, restaurantes, bares y locales más pequeños. Esto facilitaba a los músicos sobrevivir con cierta independencia y desarrollar su creatividad, basada en la improvisación de cada uno de los instrumentistas en el marco del jazz.

Así, a los veinte años, en 1939, Cole formó su trio, los Swingsters, junto a Oscar Moore, guitarra y a Wesley Prince al contrabajo. Varios años después su fórmula sería copiada por algunos de los más grandes maestros del jazz de la época, como Oscar Petterson, Art Tatum, Ahmad Jamal o Bill Evans.

Únicamente hay que escuchar algunos temas como Sweet Lorraine, grabado junto a sus dos compañeros en 1943, en Los Ángeles; o su versión de Route 66, grabada también en Los Ángeles en 1946, para darse cuenta de las inmensas posibilidades que tenía este genial músico en el campo del jazz, tanto en su versión instrumental como vocal. Precisamente, bajo el título genérico de Route 66, ha reeditado la colección Dreyfus Jazz un disco que contiene una veintena de temas del Trio de Cole durante los años cuarenta.

En The Swing Era, auténtica referencia bibliográfica entre los expertos del género, Gunther Schuller afirmaba que Cole no era solamente uno de los más virtuosos pianistas de la época, sino estilísticamente, uno de los más avanzados.

Del Jazz a la canción melódica y susurrante

Pero Nat Cole fue abandonando poco a poco su faceta como pianista de jazz, inevitablemente minoritaria, para convertirse en un crooner exquisito, apuesto, seductor, en el King. Las cifras de ventas, de audiencias y de popularidad aumentarían exponencialmente para él y, en especial, para su compañía discográfica, la Columbia Records.

Todo el mundo recuerda al meloso y susurrante “King” Cole, pero también conviene rememorar y descubrir al joven y prometedor Nat: Aquel muchacho que grababa junto a leyendas del jazz, como Lester Young o Lionel Hampton, llamado a convertirse en el nexo de unión entre el swing y el be-bop. 

Pero en 1955 dejó a un lado definitivamente The King Cole Trio y desvió su ruta hacia la música más comercial, los shows televisivos y unas canciones románticas que sonarían en todo el planeta.

 

Origen:  Periodistas en Español

Frank Sinatra, La Voz, a su manera. 

El inolvidable cantante Frank Sinatra, la voz, nacía en Hoboken, Nueva Jersey, el 12 de diciembre de 1915.

Berta Rivera

El inolvidable Frank Sinatra nacía en Hoboken, Nueva Jersey, el 12 de diciembre de 1915; no contaba más que 18 años cuando vio una actuación de Bing Crosby y decidió que él también quería cantar; durante los años 30 formó parte del grupo The Hoboken Four y terminó la década a lo grande: casándose con su primera esposa -Nancy- y entrando a formar parte de una de las mejores orquestas de swing americanas, la de Tommy Dorsey. Inauguró los años 40 siendo padre de su primera hija que recibió el mismo nombre que su madre.

Los cuarenta fueron para él una década de éxito, inició su carrera en solitario y se convirtió en ídolo juvenil, era cada vez más conocido a lo largo y ancho de Estados Unidos. En este tiempo nacieron dos hijos más pero con la década se terminó el amor y en 1951, divorciado ya de Nancy, se casa con el animal más bello del cine, Ava Gardner; claro que es un matrimonio que no llega al final de la década. El susto de la década lo darían sus cuerdas vocales, llegó a temerse que tuviera que abandonar la música pero finalmente superó esos problemas sin bajarse del escenario.

Si los años 40 fueron dorados para Sinatra, no menos lo fueron los 60, tanto en el mundo de la música como en el del cine su figura es respetada y admirada, conquista además las listas de ventas más importantes de Estados Unidos. En 1966 acomete su tercer matrimonio con el mismo éxito que los dos primeros, en 1968 se divorciaba ya de Mia Farrow. Era el tiempo de Strangers in the night y My Way -adaptación de Paul Anka de una canción francesa-.

Ya en los 70 se casa por cuarta y definitiva vez, ella es la viuda de Zeppo Marx, Barbara Marx, con quien pasaría el resto de su vida aunque su relación no sería nunca un remanso de paz e incluso estuviesen separados un tiempo.

Sinatra fue un cantante de éxito hasta el final, en la década de los 90 publicó su último álbum, uno de duetos con el que conquistó de nuevo el mundo antes de despedirse definitivamente de él en 1998 a la edad de 82 años.

Sigue…

Origen: LOFF.IT

Marie Fredriksson: ¿Cómo fueron los últimos años de vida de la voz de Roxette?

La fallecida cantante se esforzó para volver los escenarios luego de ser diagnosticada con un tumor cerebral en 2002. Aquí su historia

Una de las voces más distintivas de los 80s se ha apagado. La cantante Marie Fredriksson del grupo sueco Roxette falleció el 9 de diciembre por complicaciones relacionadas a “una enfermedad previa” según declaraciones de su familia, frase que solo podría hacer referencia al tumor con el que la artista fue diagnosticada en el 2002.

► Marie Fredriksson, vocalista de Roxette, murió a los 61 años

Sigue…

Origen: elcomercio.pe

QEPD

“The Wall”, de Pink Floyd: 40 años de una obra superior, crítica de la opresión y manifiesto antibélico

Roger Waters, en el Wembley Arena de Londres, durante una puesta de The Wall, en 2013 (Shutterstock)

Roger Waters, en el Wembley Arena de Londres, durante una puesta de The Wall, en 2013 (Shutterstock)

Por 

Es la última gran ópera rock y su concepto surgió del deseo de la banda de aislarse del público, pero luego se convirtió en una declaración en contra de la alienación y la guerra. Roger Waters sigue manteniendo viva su obra maestra que, a cuatro décadas de su lanzamiento, sigue vigente

Sigue…

Origen: Infobae

Monedazos, insultos y la consagración de “Balada para un loco “

Ferrer, Piazzolla y Baltar cuando se asociaron para una de las piezas emblemáticas de Buenos Aires Fuente: LA NACION

Se cumplen 50 años de ese himno creado por Piazzolla, Ferrer y Amelita Baltar que, sin embargo, no tuvo un inicio tan auspicioso como muchos creen actualmente

En 1969, el grupo Almendra editaba su primer disco, David Bowie lanzaba al mundo “Space Oddity”, Silvio Rodríguez se embarcaba en el Playa Girón y el hombre pisaba la luna. El festival de Woodstock marcaba a la generación hippie y los Beatles se despedían para siempre tocando sobre el techo de su sello Apple.

El aire estaba revolucionado. Amelita Baltar, una cantante de extracción folclórica que tenía 29 años estaba de novia con Ástor Piazzolla. El bandoneonista, además, había empezado una nueva etapa creativa junto al poeta Horacio Ferrer: un año antes habían compuesto la operita “María de Buenos Aires”, que generó una conmoción en la escena musical. Amelita era la voz de esa operita, tras la salida intempestiva de Egle Martin y se convertía en la nueva musa femenina de Piazzolla.

Desde la inauguración en mayo de 1969, Piazzolla tocaba con su quinteto en Michelangelo, con Héctor de Rosas y Amelita Baltar en las voces. La tarea compositiva junto a Horacio Ferrer pasaba por su mejor momento. En la primavera de ese año, el poeta uruguayo llegó con una nueva idea dándole vueltas en la cabeza. Caminando por la calle se le ocurrió la frase de “ya sé que estoy piantao”. Esa fue la semilla que disparó la idea sobre la que se construyó la obra “Balada para un loco”.

Sigue…

Origen: lanación.com

Tina Turner, cantante. Simply the Best. 

La cantante norteamericana a la que conocemos como Tina Turner, nació el 26 de noviembre de 1939 en Nutbush, Tennessee.

Berta Rivera

La diva más rockera, simplemente la mejor, cumple hoy años, tantos como le corresponden habiendo nacido el 26 de noviembre de 1939; ya retirada, Tina Turner -nombre que utiliza desde 1960 en lugar de su Anna Mae Bullock natal- vive en Suiza, país en el que reside desde hace más de 20 años y que le es hoy propio puesto que renunció a su nacionalidad americana para obtener la suiza.

La Turner, de ascendencia afroamericana e india, la relación entre sus padres no era buena y acabaron por separarse, Tina y su hermana pasaron temporadas con su abuela. Musicalmente la diva del rock comenzó su carrera junto a su hermana actuando en algunos clubs, así conoció al que se convertiría en su marido, Ike Turner.

Su carrera musical en firme comenzó realmente junto a Ike Turner, en esa época obtuvo éxitos tan míticos para ella como Proud Mary o River Deep Mountain High; en el 78 se separa y comienza oficialmente la carrera de Tina Turner, The Queen, en solitario. Su matrimonio con Ike fue un camino tortuoso y difícil que se aliñaba con acusaciones hacía él de posesión de estupefacientes y que tuvo su colofón en una brutal agresión de Ike a Tina que fue la última pero no la primera. Llegado el divorcio y a pesar de las adicciones que pendían sobre la cabeza de Ike cual espada de Damocles, era él quien tenía más opciones de seguir adelante en el plano musical pero no fue así; Ike Turner no logró deslumbrar de nuevo como lo hizo cuando él y Tina era dueto mientras ella, aunque no sería hasta los 80, se convirtió en la reina del rock.

Madre de dos hijos, se casó con el que fue el amor de su vida tras la cruel experiencia con Ike -llegó a intentar suicidarse viviendo un matrimonio marcado por los malos tratos- en 2013 y tras nada menos que 27 años de relación, el productor Erwin Bach.

Su éxito fue tan incontestable como su talento y, llegado el siglo XXI, anunció su retirada aunque antes de ella se regaló una gira por América y Europa para despedirse de los escenarios y de su público; ya vivía en Zurich por aquel entonces y allí se retiró tras su despedida.

Sigue…

Origen: LOFF.IT

El “Puma” Rodríguez recibe Grammy y da emotivo mensaje sobre Venezuela y los regímenes de izquierda

POR MARIANA BUENDIA

José Luis Rodríguez, alias “El Puma”, recibió el premio a la Excelencia Musical de los Grammy Latinos el miércoles 13 de noviembre, iniciando su discurso con unas emotivas palabras a sus compatriotas venezolanos que han salido de su país.

El cantante venezolano, que se ha caracterizado por aprovechar sus apariciones para dar polémicos mensajes, subió al escenario y con su Grammy en alto agradeció a su público. Posteriormente inició con su discurso, donde señaló que se había prometido a sí mismo no hablar de política. Sin embargo, expresó que solamente diría una cosa:

“Sobre los más de cuatro millones de venezolanos que están errantes por el mundo, sufriendo la ignominia de un grupo que se tomó un país riquísimo y que lo está destrozando”, declaró Rodríguez.

El Puma también hizo referencia a la crisis global: “¿Cómo ser indiferente a lo que pasa en el mundo? ¿Cómo voltear la mirada si el planeta es un barril de pólvora que va a estallar en cualquier momento?”.

Sigue…

Origen: Lagranepoca

Oscar Juan de Dios Filiberto

Páginas de la historia

Por José Narosky

“La riqueza material es la menor de las riquezas”

Hace ya más de un siglo, nacía en una modestísima casita del barrio de La Boca un niño al que llamaron Oscar, Juan de Dios Filiberti. En 1917, teniendo ya 32 años -siendo músico de alma desde siempre- encontró la consagración definitiva, creando “Quejas de Bandoneón”, un tango que perdura todavía aún hoy.
Ya suprimido el Oscar de su nombre, y cambiando la última I de su apellido Filiberti por la O, Juan de Dios Filiberto siguió creando.
En ese mismo año, 1917, dio a luz “El Pañuelito”. Diez años después, creó la música de “Caminito” y posteriormente “Clavel del Aire”, “Malevaje”, “Cuando llora la Milonga”, y tantos otros, hoy muy famosos.
Hay personalidades cuyo aspecto físico, sus rasgos fisonómicos o tono de voz no coinciden con su personalidad. La de Filiberto era una de esas. No se notaba en él toda la ternura que poseía en el alma y que sus canciones expresaban plenamente. Quizá, la extrema pobreza de su hogar infantil, marcó sus rasgos y también su carácter. Fue lustrador de zapatos, vendedor ambulante, estibador.
Niño todavía, alguien le regaló una armónica. Y él comenzó a extraer de ese instrumento -para su propia sorpresa inclusive- sonidos de música conocida.
Pero iba creando melodías que nacían de su fina sensibilidad.
Entonces decidió aprender música. La necesitaba como un oxígeno adicional.
Porque Filiberto sabía que respirar, no era vivir. Y primero con un compañero de trabajo y luego en conservatorio siguió penetrando en el mágico mundo de las notas musicales.
A los 20 años dejó los rudos trabajos que le desagradan totalmente. Ya sabía música y además, tocaba aceptablemente el violín. Entonces comenzó a enseñarlo y a integrar conjuntos musicales en su barrio de La Boca.
También leía mucho. Quería cultivarse, quería saber. El sólo había cursado la escuela primaria.
Su inteligencia natural le permitía intuir, que era mucho lo que ignora.
Alcanza a comprender que el saber era como el luchar contra la corriente. Si no se avanza, se retrocede.
Ya vinculado al mundo artístico, formó su propia orquesta. Colaboró musicalmente con el dramaturgo Alberto Vacarezza en un sainete. Actuó en varias radios, Splendid y Belgrano, entre otras, y grabó varios discos. Pasados los 70 años, todavía dirigía la Orquesta Argentina de Cámara.
Y quiero finalizar con una breve referencia a un poeta puntano amigo de Filiberto, que creó las letras de dos de las canciones más famosas del compositor, “Caminito” y “El pañuelito”: me refiero a Gabino Coria Peñaloza, que era 5 años menor que nuestro protagonista.
“Caminito”, es uno de los 4 o 5 tangos que se ejecutan en más países del mundo. En 1926 -Filiberto era de 1885, así que tenía 41 años- la Sociedad Rural Argentina, organizó un concurso de tangos, y esta canción logró el primer premio.
El público asistente resistió el fallo. Se oyeron silbidos y abucheos. Argüían que se ha premiado a un tango carente de musicalidad y cuya letra era de muy pobre calidad. Agregaría que la primera valla… suele ser la más alta.
Pero el tiempo, que es un jurado infalible ya le otorgó la inmortalidad a esta bella composición musical.
Juan de Dios Filiberto moría un 11 de noviembre de 1964, a los 79 años.
Habían transcurrido 38 años de ese premio logrado por “Caminito”. Horas antes de morir Filiberto -todavía con cierta lucidez- recordando las protestas del público por el premio, decía a los amigos que acongojados rodeaban su lecho: “”¡Y pensar que a “Caminito” lo silbaron en su estreno!””.
Y la trayectoria triunfal de ese tango, y el reconocimiento que de su calidad musical y poética hicieron todos los públicos del mundo, trae a mi mente este aforismo: el tiempo, además de un gran médico es un gran juez.

 

Origen: LaPrensa

TINA TURNER APARECE POR SORPRESA EN EL ESTRENO DE SU MUSICAL EN BROADWAY

Tina Turner

Foto: Bruce Glikas/FilmMagic

Juan Vicente

Desde hace más de media década, Tina Turner vive un dorado retiro en Suiza alejada de los focos de la actualidad musical. Pero un día es un día o eso debió de pensar la solista que apareció por sorpresa en la sesión inaugural de su musical en Broadway.

Desde que se despidiera de la escena pública (y de su nacionalidad estadounidense) allá por el 2013, la responsable de éxitos como The best, Proud Mary, River Deep-Mountain High, A Fool in Love, Private dancer, I don’t wanna lose you, GoldenEye… se pueden contar con los dedos de las manos sus apariciones públicas.

Londres, Hamburgo, París, Milán… han sido las capitales europeas que han podido disfrutar de ella en 2015, 2017, 2018… Desde que arrancó el estreno del musical sobre su vida ha cumplido con la tradición de estar presente en el estreno de la primera actuación de Tina: The Tina Turner Musical en cada ciudad. Y en Estados Unidos no faltó a la cita.

“ESte musical es mi vida pero es como el veneno que se ha convertido en medicina. Nunca imaginé ser tan feliz como soy ahora” dijo la solista entre aplausos secundada por Adrienne Warren, la actriz que se mete en su piel.

La obra musical sobre su vida ha estado plagada de anécdotas desde su creación como por ejemplo la escapada de Meghan Markle y el Príncipe Harry que fueron asistentes de lujo de uno de los pases en el West End londinense.

A punto de cumplir los 80 años, la abuela del rock (así es como cariñosamente muchos llaman a Tina Turner) demuestra que es capaz de seguir poniendo en pie al público de un teatro. No le falta experiencia después de toda una carrera dedicada a la música en la que ha conseguido vender más de 200 millones de discos en todo el mundo.

Se cumplen ahora dos décadas desde la publicación de su último disco, Twenty four seven que presentó en directo en su última gira en la que celebró su 60º aniversario. La artista recorrió 70 ciudades de EE UU y 17 capitales europeas, y durante sus actuaciones, además de recordar los éxitos que la catapultaron a la fama, también presentó en directo el citado álbum. Durante el concierto que ofreció el 3 de julio en el Letzigrund Stadium de Zúrich (Suiza), dijo adiós. A los 60 años Tina Turner, la que parecía inagotable, decidió optar por la retirada. Así cerraba una vida ligada a los escenarios y la música.

“He agotado mi carrera. Hice muchísimas giras mundiales y disfruté el éxito mundial pero al final, noté que no tenía ambición para estar en el escenario como Tina Turner hasta el final de mi vida. Francamente, esta parte de mi vida empezó a aburrirme, era muy cansada y necesitaba recargar mis pilas” declaró la cantante.

Pero su historia merecía ser contada en un musical imprescindible para los amantes del rock y el r&b.

Origen:los40.com